Las mejores cunas de viaje

Tener hijos no significa necesariamente dejar de viajar: de hecho, los padres de hoy pueden contar con una amplia gama de productos que les permiten emprender una aventura con los niños con total seguridad y comodidad. Entre estos sin duda incluimos la cuna de viaje , también conocida como cuna de camping , una herramienta indispensable para aquellos que quieren garantizar a los más pequeños un lugar seguro y estable donde dormir en prácticamente cualquier condición .
La cuna de viaje también es un aliado precioso cuando los niños tienen que pasar tiempo fuera de casa, por ejemplo de abuelos o amigos, ya que no siempre, en estos casos, tienes cunas o camas reales disponibles. No obstante, dada la variedad de modelos que existen actualmente en el mercado, puede resultar útil analizar todos los elementos a los que hay que prestar atención antes de adquirir una cuna de viaje, para estar seguros de tomar la decisión más adecuada en función de sus necesidades y de su estilo de vida. .

Qué encontrarás en esta guía:

  1. Las mejores cunas de viaje
  2. Comparativa con los mejores productos
  3. Consejos y guía de compra

Los 5 mejores productos

NAVEGACIÓN RÁPIDA

1. Inglesina Lodge AZ94K9

1. Inglesina Lodge AZ94K9VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Cierre de paraguas
  • Práctico bolsillo de almacenamiento lateral
  • Se suministra mosquitera y bolsa de transporte.
  • Disponible en 4 colores.
CONTRAS
  • Colchón ligeramente rígido incluido

2. Chicco Buenas Noches

2. Chicco Buenas NochesVER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Cierre de paraguas
  • Doble seguridad contra cierres accidentales
  • Bolsa de transporte incluida
  • Disponible en 3 colores.
CONTRAS
  • Modelo muy básico
  • Un pequeño mecanismo de apertura complicado

3. Hauck Dream’n Play 604038

3. Hauck Dream'n Play 604038VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Bolsa de transporte incluida
  • Disponible en 2 colores.
CONTRAS
  • Modelo muy básico

4. TecTake 402418

4. TecTake 402418VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Práctico bolsillo de almacenamiento lateral
  • Bolsa de transporte incluida
  • Disponible en 4 colores.
CONTRAS
  • Colchón no incluido

5. Burbuja emergente Koo-di KD111

5. Burbuja emergente Koo-di KD111VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Ligero y compacto
  • Ideal para vacaciones
  • Disponible en 3 colores.
CONTRAS
  • Se suministra un colchón bastante delgado

>> Volver arriba <<

Comparativa de los mejores productos

MEJOR OPCION
1. Inglesina Lodge AZ94K9
1. Inglesina Lodge AZ94K9
Comprar
Lee opiniones

PROS

  • Cierre de paraguas
  • Práctico bolsillo de almacenamiento…
  • Se suministra mosquitera y…

CONTRAS

  • Colchón ligeramente rígido incluido
Comprar
MEJOR CALIDAD / PRECIO
2. Chicco Buenas Noches
2. Chicco Buenas Noches
Comprar
Lee opiniones

PROS

  • Cierre de paraguas
  • Doble seguridad contra cierres…
  • Bolsa de transporte incluida

CONTRAS

  • Modelo muy básico
  • Un pequeño mecanismo de…
Comprar
3. Hauck Dream'n Play 604038
3. Hauck Dream'n Play 604038
Comprar
Lee opiniones

PROS

  • Bolsa de transporte incluida
  • Disponible en 2 colores.

CONTRAS

  • Modelo muy básico
Comprar
4. TecTake 402418
4. TecTake 402418
Comprar
Lee opiniones

PROS

  • Práctico bolsillo de almacenamiento…
  • Bolsa de transporte incluida
  • Disponible en 4 colores.

CONTRAS

  • Colchón no incluido
Comprar
5. Burbuja emergente Koo-di KD111
5. Burbuja emergente Koo-di KD111
Comprar
Lee opiniones

PROS

  • Ligero y compacto
  • Ideal para vacaciones
  • Disponible en 3 colores.

CONTRAS

  • Se suministra un colchón…
Comprar

>> Volver arriba <<

Guía de compra ¿Qué producto comprar? 

Los factores decisivos para la elección de la cuna de viaje

Tener hijos no significa necesariamente dejar de viajar: de hecho, los padres de hoy pueden contar con una amplia gama de productos que les permiten emprender una aventura con los niños con total seguridad y comodidad. Entre estos sin duda incluimos la cuna de viaje , también conocida como cuna de camping , una herramienta indispensable para aquellos que quieren garantizar a los más pequeños un lugar seguro y estable donde dormir en prácticamente cualquier condición .
La cuna de viaje también es un aliado precioso cuando los niños tienen que pasar tiempo fuera de casa., por ejemplo de abuelos o amigos, ya que no siempre, en estos casos, tienes cunas o camas reales disponibles. No obstante, dada la variedad de modelos que existen actualmente en el mercado, puede resultar útil analizar todos los elementos a los que hay que prestar atención antes de adquirir una cuna de viaje, para estar seguros de tomar la decisión más adecuada en función de sus necesidades y de su estilo de vida. .

Estructura

En primer lugar, hay que destacar que no todas las cunas de viaje disponibles en el mercado se caracterizan por tener la misma forma y tamaño. La estructura es, por tanto, uno de los principales elementos a evaluar adecuadamente cuando queremos elegir una cuna que se adapte a nuestras necesidades específicas, en particular en función del uso previsto del producto y la edad del niño .
Los modelos más comunes se distinguen por la clásica forma de paralelepípedo , muy similar a la de la caja; luego están las camas de viaje más innovadoras y originales, cuya estructura se asemeja a la de una tienda de campaña , u otras en forma de cuna, especialmente diseñado para bebés de pocos meses. En general, los modelos más imprescindibles , capaces de abrirse y cerrarse fácilmente para estar inmediatamente disponibles, son los más indicados para los padres que buscan una cuna para utilizar principalmente en vacaciones o en viajes largos; las camas más sofisticadas con muchos accesorios son ideales para quienes pretenden usarlas con más frecuencia , también queriendo en casa, y por lo tanto no exclusivamente para viajar. Por lo tanto, las dimensiones generales de la cama, tanto abierta como cerrada, deben comprobarse adecuadamente. Solo así podemos, de hecho, estar seguros de que hemos elegido un modelo que no solo tiene las dimensiones adecuadas para el espacio disponible en la casa, sino que también cabe cómodamente en el maletero de tu coche.

La estructura de las cunas de viaje que encontramos en el mercado hoy en día también varía según la edad  del niño para el que fueron diseñadas. Por tanto, disponemos de cunas que solo son aptas para los primeros meses de vida o cunas que, por otro lado, se pueden utilizar hasta que llegue el momento de que nuestros pequeños se cambien a una cama de verdad. La capacidad de movimiento de los bebés de pocos meses de hecho, es muy limitado, por lo que incluso una cama ligera , con una estructura relativamente menos robusta, puede ser suficiente; con el desarrollo, sin embargo, el deseo de descubrimiento y el deseo de autonomía aumentan y los niños se vuelven cada vez más animados: para los niños mayores , por lo tanto, se necesitará una cama más sólida , cuya estructura evite cualquier riesgo de vuelco peligroso. Por lo tanto, antes de elegir el modelo más adecuado, es necesario prestar atención a la capacidad garantizada por el fabricante y al peso que realmente puede soportar la cuna. Eventualmente, para evitar un doble gasto, se puede optar desde el principio por un modelo que puede soportar hasta 15/2o kg, y por lo tanto puede acomodar a niños de hasta dos o tres años.

Facilidad de uso y mantenimiento.

Como ocurre con todos los productos dedicados a los niños, incluso en el caso de la cuna de viaje no debemos subestimar un análisis de la  facilidad de uso  y el  tiempo necesario para su mantenimiento . En este caso concreto, entonces, la practicidad es un elemento esencial , ya que las cunas de viaje están diseñadas específicamente para ser utilizadas en cualquier lugar y, en consecuencia, transportadas con facilidad.
La primera característica que debemos asegurarnos es que la cuna se pueda desplegar y plegar sin demasiado esfuerzo, ya que hay que desmontarlo y volver a montarlo cada vez que se trae consigo, y que no es demasiado pesado, para que el transporte se pueda realizar sin dificultad. Por lo tanto, los procedimientos de apertura y cierre deben ser simples y funcionales, e idealmente estar bien ilustrados mediante instrucciones de montaje claras y comprensibles. Otro elemento fundamental a considerar a la hora de analizar la practicidad del uso de una cuna de viaje es su peso.

Cuando viaja con niños pequeños, hay muchas cosas para llevar con usted: no solo la cuna, sino también bolsas, cochecitos y posiblemente portabebés u otro equipaje. En consecuencia, no se recomienda un modelo muy pesado para quienes tengan la intención de viajar con frecuencia y durante mucho tiempo. La mayoría de las cunas de viaje pesan alrededor de 11 kg , pero también hay modelos más livianos, que pesan casi 8 kg, y modelos más pesados, que pesan hasta 14 o 15 kg. Incluso en este caso, por lo tanto, la elección depende exclusivamente de sus necesidades y estilo de vida.
Finalmente, cuando se trata de niños pequeños, no podemos descuidar la facilidad de lavado de un producto. Un requisito muy importante a la hora de elegir la cuna de viaje es, por tanto, la sencillez de limpieza de la propia cuna. Por este motivo, te recomendamos que compruebes siempre que el modelo cuente con un manual que contenga instrucciones detalladas y específicas sobre el método de lavado más adecuado.

Seguridad

Una buena cuna de viaje no solo debe ser fácilmente transportable, sino que al mismo tiempo debe estar equipada con una estructura sólida y robusta , fabricada con materiales resistentes y de calidad .
Primero, es fundamental que la cama sea estable. Los fabricantes más fiables aportan los resultados de las pruebas de estabilidad frontal y lateral en la ficha del producto , gracias a lo cual podemos tener la garantía de que la cuna no se volcará incluso cuando los niños mayores tengan que moverse mucho o intentar salir.
Otra medida de seguridad muy importante se refiere al borde de la cama, que debe ser a prueba de mordeduras. De esta forma, en cuanto aparezcan los primeros dientes, los niños podrán morder el relleno sin correr el riesgo de romperlo o tragarlo. En este sentido, asegúrese de que los insertos de PVC estén absolutamente libres de ftalatos , productos químicos tóxicos y muy peligrosos para la salud de los más pequeños.
Las mejores cunas de viaje, sin embargo, normalmente cuentan con una certificación de calidad y seguridad reconocida a nivel europeo, si no internacional, que certifica que los materiales y el producto final son probados higiénicamente, cualitativa y dinámicamente.

Comodidad

Además de las características fundamentales ya señaladas, puede ser conveniente elegir una cuna de viaje que también cuente con algunos accesorios extra , gracias a los cuales será posible garantizar el máximo confort no solo para los niños, sino también para los padres.
Un elemento que puede ayudar, por ejemplo, es la presencia de ruedas , que permiten trasladar la cama de una habitación a otra con el mínimo esfuerzo; idealmente, sin embargo, estas deberían ser ruedas equipadas con un dispositivo de bloqueo , de modo que la estructura sea estable y no gire una vez que la cama ha sido ensamblada y colocada.
Otro accesorio útil y práctico que encontramos suministrado con muchos modelos de cunas de viaje es la bolsa de transporte , en la que podemos introducir la cuna cerrada y luego moverla y llevarla con nosotros más fácilmente.
También es recomendable prestar atención a la parte inferior de la cama , que debe ser lo suficientemente rígida para asegurar un buen soporte, pero al mismo tiempo con un buen acolchado, que no la haga dura e incómoda.
También es muy útil la presencia de paneles laterales de rejilla , que por un lado garantizan una buena ventilación dentro de la cuna, mientras que por otro lado permiten que los padres controlen a su pequeño en cualquier momento, sin necesidad de levantarse. Las mallas de la red, entonces, deben ser lo suficientemente densas para evitar que los dedos de los niños, o posiblemente los chupetes o las cadenas, se enreden.
Además, algunos modelos están equipados con una abertura lateral con cremallera , que no será de gran utilidad durante los primeros meses de vida del bebé, pero que en cambio será muy importante cuando el niño sea un poco mayor, pueda caminar y su autonomía. querrá ser animado. Este tipo de ventana le permitirá entrar y salir de la cama de forma totalmente independiente , sin correr el riesgo de trepar por los laterales. Por tanto, es un valor añadido que, si está presente desde el principio, podría evitar una doble compra en un momento posterior. Muchas cunas de viaje también permiten, mediante ganchos o cremalleras especiales, fijar el colchón a dos alturas diferentes .

De esta forma, la cuna se puede utilizar desde los primeros meses de vida en la posición más alta , con el fin de permitir por un lado llevar o colocar al bebé con mayor facilidad, por otro lado utilizar el espacio que queda debajo del colchón como un auténtico contenedor en el que guardar todo lo que quieras o que te resulte cómodo tener a mano. El nivel mas bajo en cambio, será ideal durante los próximos tres o cuatro años, cuando el niño haya crecido y por lo tanto necesitará más espacio (como ya se señaló, las cunas de viaje generalmente están diseñadas para soportar un máximo de 15-20 kg). En el mercado también encontramos modelos que vienen con varios  componentes adicionales . En algunas cunas, por ejemplo, el espacio sobre el colchón se utiliza para ofrecer una base a la que se puede colocar un cambiador, que de esta manera se colocará a una altura cómoda para cambiar el pañal. Estas camas son ideales para quienes quieren llevar un modelo de viaje, ya que su estructura les permite concentrar en un espacio reducido todo lo que necesitan no solo para la siesta, sino también para cambiar el pañal o el vestido sucio. También se pueden utilizar, como ya se ha visto, como prácticos contenedores con compartimentos gracias a la presencia de varios niveles o prácticos bolsillos laterales.

Por último, algunas cunas de viaje están adornadas con un lazo de juego  del que se cuelgan colgantes y sonajeros de colores, muy útiles para entretener no solo a los recién nacidos, sino también a los niños un poco mayores.

¿Son importantes la marca y los materiales?

Las cunas de viaje se caracterizan normalmente por un costo bastante bajo y no requieren inversiones particularmente prohibitivas. Los modelos más esenciales, que en la mayoría de los casos aún garantizan un nivel suficiente de practicidad y comodidad, tienen un precio que ronda los 40 €. Claramente, el precio de venta aumenta cuando se quiere comprar un modelo más sofisticado equipado con accesorios extra, que aumentan su funcionalidad.
Como ocurre con muchos otros productos diseñados para niños, entre los fabricantes más reconocidos y confiables encontramos a Chicco, Cam, Inglesina, Brevi y Hauck: son marcas reconocidas, que garantizan los controles de seguridad necesarios y la presencia de materiales seguros y de calidad .

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *